Archive for the 'Ooparts (Objetos fuera de tiempo)' Category

08
feb
15

El Instituto Smithsonian admite haber destruido miles de esqueletos de humanos gigantes a principios del 1900

Institución Smithsonian admite a destruir miles de gigantes esqueletos humanos en principios de 1900

Un fallo de la Corte Suprema de Estados Unidos ha obligado al Instituto Smithsonian liberar los documentos clasificados que datan de la década de 1900 que demuestra que la organización participó en un importante encubrimiento histórico de evidencia que mostraban restos de gigantes humanos en decenas de miles que habían sido descubiertas en todo Estados Unidos y recibieron la orden de ser destruidos por los administradores de alto nivel para proteger la cronología convencional de la evolución humana en el momento.

Las acusaciones se derivan de la Institución Americana de la Arqueología Alternativa (AIAA) que el Instituto Smithsonian había destruido miles de restos de humano gigantes durante los primeros años de 1900. No fue tomada a la ligera por el Smithsonian que respondieron demandando a la organización por difamación y tratando de dañar la reputación de la institución de 168 años de antigüedad.

Durante el juicio, nuevos elementos se sacaron a la luz mientras varios denunciantes del Smithsonian admitieron la existencia de documentos que supuestamente demostraban la destrucción de decenas de miles de esqueletos humanos que alcanzaban entre los 2 metros a 4 metros de altura, “una real arqueología del mainstream no puede admitirlo por diferentes razones”, afirma el portavoz de la AIAA, James Churward.

El punto de inflexión de la causa judicial fue cuando un fémur de un humano de 1,3 metros de largo se mostró como prueba en los tribunales mostrando la existencia de tales huesos de humanos gigantes. La evidencia fue un duro golpe para los abogados del Smithsonian ya que el hueso había sido robado del propio Smithsonian por uno de sus comisarios de alto nivel a mediados de 1930 que había mantenido el hueso durante toda su vida y que había admitido en su lecho de muerte por escrito de las operaciones encubiertas del Smithsonian.

Un fémur de un humano gigante descubierto en Ohio en 2011 por la Asociación Americana de la Arqueología Alternativa, similar a la evidencia presentada en la corte.

“Es una cosa terrible lo que se está haciendo al pueblo estadounidense”, escribió en la carta. “Estamos escondiendo la verdad acerca de los antepasados de la humanidad, nuestros antepasados, los gigantes que poblaban la Tierra como se recuerda en la Biblia y los textos antiguos del mundo”.

La Corte Suprema de los Estados Unidos ha obligado a la Institución Smithsonian, a publicar la información clasificada sobre cualquier cosa relacionada con la “destrucción de pruebas relacionadas con la cultura de constructores de montículos” y elementos “en relación con los esqueletos humanos de mayor altura de lo habitual”.

“La publicación de estos documentos ayudará a los arqueólogos e historiadores a re-evaluar las teorías actuales sobre la evolución humana y nos ayudan a una mayor comprensión de la cultura de los constructores de montículos en América y alrededor del mundo”, explica el director AIAA, Hans Guttenberg.

“Finalmente, después de más de un siglo de mentiras, la verdad acerca de nuestros antepasados gigantes se revelara al mundo”, reconoce, visiblemente satisfecho por la decisión de la corte.

Los documentos se han programado para ser publicados en el 2015 y la operación será coordinada por una organización científica independiente para asegurar la neutralidad política.

Los esqueletos desaparecidos de la antigua raza de gigantes que gobernaron América

 Los esqueletos desaparecidos de la antigua raza de gigantes que gobernaron América

Existen descubrimientos que, por motivos no del todo claras, se almacenan en el olvido del conocimiento humano. Estos hallazgos pueden arrojar luz sobre el pasado lejano de la humanidad, sin embargo, están envuelta en niebla y con muchas líneas de tiempo contradictorias.

La siguiente historia parece añadir un elemento importante a la teoría de que, en un tiempo remoto, una raza de hombres gigantes habitaban el planeta Tierra. Una peculiar historia que se produjo hace un siglo, una historia que por un lado confirma la existencia de gigantes y, por otro lado, podría erosionar el sentimiento de muchos, según la cual existiría una arqueología prohibida el cual archivo el incómodo descubrimiento que podría revelar a la humanidad la verdadera historia de su evolución.

En mayo de 1912 un equipo de arqueólogos del Beloit College en los EE.UU., en una excavación realizada en el lago Delavan en Wisconsin, trajo a la vida a más de doscientos montículos efigies que fueron considerados – como un ejemplo clásico de la cultura Woodland, una cultura que se cree prehistórico americano que se remonta al primer milenio antes de Cristo.

Diversos estilos de montículos para fines ceremoniales, residenciales o de enterramientos fueron encontrados en Norteamerica escondiendo en ellos un gigantesco secreto.

Pero lo que sorprendió a algunos los investigadores fue el descubrimiento de 18 esqueletos de tamaño enorme y cráneos alargados, descubríeron que no encajaba en absoluto con las nociones clásicas que figuran en los libros de texto. Los esqueletos eran realmente enorme y, aunque tenían rasgos humanos, no podían pertenecer a los seres humanos normales.

[Ver: La misteriosa caverna de los Gigantes Pelirrojos]

La noticia tuvo un gran eco y causo un gran revuelo, tanto es así que el New York Times informó de la noticia en sus páginas. Tal vez, en esos días, había mas libertad y menos miedo de los descubrimientos que pueden cambiar las creencias científicas bien establecidas basadas únicamente en teorías. Así escribe el columnista del artículo del New York Times publicado 04 de mayo 1912.

“El descubrimiento de varios esqueletos humanos mientras se escavaba una colina en el Lago Delevan indica que una raza de hombres hasta ahora desconocida una vez habito en el sur de Wisconsin. [ … ]. Las cabezas, presumiblemente de estos hombres, son mucho más grandes que las cabezas de cualquier raza que habita America hoy en día.

El cráneo parece estirarse hacia atras inmediatamente encima de las cuencas de los ojos y los huesos de la nariz sobresale muy por encima de los pómulos. Las mandíbulas parecen ser largo y puntiagudos [ … ].”

New York Times, 1912.

La descripción de los cráneos proporcionadas por el New York Times, recuerda mucho a la forma de los esqueletos que pertenecen a la recientemente descubierta en un antiguo enterramiento en México con la diferencia que aquí estamos tratando con individuos más altos de tres metros . ¿Quiénes eran ellos, y por qué no hay ni rastro en la historia oficial que nos enseñaron en la escuela?

¿Estos gigantes humanos vivieron en nuestro planeta, y en cualquier caso, pertenecen a la raza humana? ¿Esto puede ser un antiguo asentamiento de los antiguos humanos, sobrevivientes de la tragedia de la Atlántida? ¿O, fueron seres de otros mundos que corrobora la teoría de los antiguos astronautas? Es difícil de decir.

 Los esqueletos desaparecidos de la antigua raza de gigantes que gobernaron América
Varios hallazgos de una raza de gigantes fueron reportados en América del Norte. Ellos parecen haber sido de características enormes, pelirrojos, y a menudo han tenido cráneos alargados, tal vez incluso cuernos.

150 años de descubrimientos

Estos esqueletos de los gigantes del Lago Delevan no eran una novedad en la arqueología americana. Urgando en las barras laterales de los periódicos locales, parece que el hallazgo de Wisconsin es sólo uno de docenas de hallazgos similares reportados por los periódicos locales. El primer archivo de noticias se remonta a 1856 reportados en un artículo de fecha 21 de noviembre del mismo New York Times.

“Hace un par de días, algunos trabajadores han descubierto en el sótano del viñedo Wickan del sheriff, en el este de Wheeling, Illinois, un esqueleto humano. Algo en ruinas, era difícil identificar la posición de los huesos, que parecen tener la longitud del cuerpo humano normal en su posición original. Lo que más impresionó al sheriff y a los trabajadores eran del tamaño del esqueleto, que asciende a unos once pies (tres metros y medio)! Tenía la mandíbula y los dientes casi tan grandes como los de un caballo.”

New York Times, 1856.

12 años más tarde, en 1868, el día de Navidad, el NYT da otra noticia de gigantes. Algunos trabajadores de la compañía Sank Rapid Water Power se dedicaban a las excavaciones para la construcción de una presa para la creación de energía hidroeléctrica a lo largo del río Mississippi. Durante el trabajo, los trabajadores desenterraron los restos de un esqueleto humano incrustado en una gigantesca roca de granito.

“La tumba era de unos 3.6 metros de largo, 1.2 metros de ancho y 1 metros de profundidad. Los restos del humano gigante estan completamente petrificado. La cabeza es masiva, las medidas de 80 centimetros de circunferencia, pero con una frente muy baja, y muy plana en la parte superior. La altura total del misterioso individuo es de igual a unos 3 metros con 40 centímetros”.

New York Times, 1868.

El 8 de septiembre de 1871, el New York Times informa la noticia de otros esqueletos gigantes descubiertos durante los trabajos de excavación en Petersburg, Virginia.

“Los trabajadores que participan en los trabajos de la vía férrea, se encontraron con una tumba que contenía los esqueletos de los que se cree fueron los nativos americanos de una época pasada y una raza humana perdida y olvidada. Los cuerpos exhumados eran de formación extraña y notable. [ … ] . El fémur es mucho más largo que el de los individuos humanos normales, la estatura del cuerpo que es, probablemente, tan grande como 2.5 metros y 3 metros”.

New York Times, 1871.

El 10 de agosto de 1880, el artículo del NYT menciona la información del Harrisburg (Penn) Telegraph, en el que muestra un extracto de un informe preparado el 24 de mayo 1798 por el juez Atlee siguendo un extraño descubrimiento.

“… estando en Hanover en compañía con el jefe McKean, el juez Bryan, Mr. Burd, y otros, caballeros respetables, nos fuimos a la propiedad del señor Neese, donde nos mostraron el lugar cerca de su casa hace varios años en los que se encontraron dos esqueletos humanos. Los esqueletos tenian alrededor de 2.5 metros de largo”.

New York Times, 1880.

El 25 de mayo 1882 NYT informa la noticia de un descubrimiento en St. Paul, Minnesota.

“Un esqueleto de dimensiones heroicas y forma singular fue descubierta durante la excavación de una colina en el valle del río Rojo. […. ]. El cráneo en cuestión era el único perfecto, y cerca de él se encontraron algunos huesos del cuerpo anormalmente grandes. el hombre que lo llevó era, evidentemente, un gigante.”

New York Times, 1882.

El 20 de diciembre de 1897, el New York Times informa el primer descubrimiento de los gigantes que tuvieron lugar en Wisconsin, cerca de Maple Creek. Se descubrieron tres colinas funeral, una de las cuales estaba abierta, dejando al descubierto el misterioso y su contenido: el esqueleto de un hombre gigante. La estatura del ser era casi de tres metros, y su casi perfecto estado de conservación.

El 11 de febrero 1902 se muestra la noticia de una expedición arqueológica en un sitio en Nuevo México, donde se encontraron algunos esqueletos humanos gigantes.

“Debido al descubrimiento de los restos de una raza de gigantes en Guadalupe, anticuarios y arqueólogos están preparando una adicional expedición para explorar la región. Esta determinación se basa en la emoción que existe entre la gente de un ámbito del país cerca de Mesa Rico, a unos 200 km al sureste de Las Vegas, donde se ha descubierto un antiguo cementerio que ha dado esqueletos de enormes dimensiones.

Luiciana Quintana, en cuyo rancho el lote del antiguo cementerio se encuentra, descubrió dos piedras que llevaban curiosas inscripciones, y debajo de ellos fueron encontrados en las excavaciones de poca profundidad los huesos de un armazón que no podría haber sido de al menos de 3,6 metros de longitud. Los hombres que abrieron la tumba dicen que el antebrazo era de 1,2 metros de largo y que una mandíbula muy bien conservada de los dientes inferiores iban desde el tamaño de una nuez de nogal a la de la más grande nuez en tamaño.

Quintana, quien ha descubierto muchos otros lugares de enterramiento, expresa la opinión de que tal vez se encuentren miles de esqueletos de una raza de gigantes hace mucho tiempo extinta. Esta suposición se basa en las tradiciones transmitidas desde principios de la invasión española que han detallado el conocimiento de la existencia de una raza de gigantes que habitaron las llanuras de lo que hoy es el este de Nuevo México. Leyendas de los indios y los tallados también en la misma sección indican la existencia de tal raza.

New York Times, 1902.

Pero el New York Times no es el único periódico que lidio con los gigantes. Algunos periódicos informaron de la noticia de los gigantes del siglo como Sun, 1893, New Age Magazine en 1913, Popular Science en 1932, el San Antonio Express 1940.

 Los esqueletos desaparecidos de la antigua raza de gigantes que gobernaron América

James Vieira, un investigador independiente, desde hace casi veinte años, y antes de la llegada de Internet, a recopilado miles de referencias e informes de prensa sobre los hallazgos de los gigantes, en lo profundo de los archivos del New York Times, Smithsonian Ethnology Reports, American Antiquarian, y la revista Scientific American, descubriendo que la mayoría de estos hallazgos es prácticamente oculto a la opinión pública.

Entre los descubrimientos notables de Vieira, hay una foto desenterrado en los archivos de los Reportes Etnológico del Smithsonian, tomada durante una conferencia del prof. McGee, en el que se ve un esqueleto de estatura gigante de cerca de 2.5 metros de altura, y que luego fue vendido al Institución Smithsonian.

El gigante fue encontrado en una cueva cerca de San Diego, California, por un grupo de buscadores de oro, de acuerdo con el expositor. Sobre la cabeza, habían restos de una capucha de cuero que parecía haber sido parte de una mortaja. El alargado cuerpo demacrado se irguió en un gran ataúd estrecho de tres metros de largo. Un pedazo de la piel seca del gigante se retiró y cuando se probó en el laboratorio químico del Smithsonian concluyeron de que estaba hecha de gelatina. El expositor engañado acordó la venta por unos $500 al Instituto Smithsonian que después de comprarlo esmeradamente lo perdieron.

 Los esqueletos desaparecidos de la antigua raza de gigantes que gobernaron América
El profesor McGee del Smithsonian se muestra a la izquierda del gigante, acompañado por el expositor a la derecha que fue perfectamente inocente del fraude.

El denominado gigante de San Diego pertenecería a la llamada cultura de Mounds Builders (literalmente constructores de montículos), un antiguo pueblo de América del Norte que vivió hace unos 5000 años, en un período anterior de la historia del Antiguo Egipto y todas sus dinastías.

Según los teóricos de la conspiración, el Institución Smithsonian compro los esqueletos con la intensión de evitar el conocimiento del público. Pero ¿por qué? ¿por qué debería haber un encubrimiento masivo de todos estos descubrimientos?

Según Vieira, el razonamiento es muy simple: la necesidad de mantener como valida la teoría de la evolución de Darwin, lo que explica muy bien la evolución normal de todos los seres vivos, incluidos los seres humanos, a partir de formas simples a formas más complejas.

El problema es que estos esqueletos, en relación con el ser humano, no obstante, muestran una involución, ya que la complejidad de los fósiles gigantes encontrados es particularmente evidente. ¿Cómo colocar a estos gigantes humanos en la escala de la evolución humana? ¿Esto puede ser suficiente motivación para eliminar los artefactos que podrían arrojar luz sobre el pasado distante del hombre?

Según los teóricos de los Antiguos Humanos residentes de la mítica Atlántida fueron los famosos gigantes que también se mencionan en la Biblia, como Sanson y Goliat. Algunos sobrevivientes de la destrucción de la antigua civilización de la Atlántida podrían entonces haber preparado el escenario para la creación de nuestra especie y nuestra civilización. Tal vez esta es la historia que desean mantener oculta ¿Y por qué? ¿Quizas por qué el evento catastrófico que destruyó la Atlántida podría destruirnos, tarde o temprano, también?

En el análisis final, hay los que asumen que los esqueletos gigantes no pertenecen a la especie humana, sino que son los cuerpos de los Antiguos Astronautas que habitaron nuestro planeta. En este sentido, el encubrimiento sería atribuible a una estrategia más amplia que quiere ocultar la existencia de extraterrestres a la humanidad. Sin embargo, uno de los gigantes, tales como el de la Atlántida, por una razón u otra, sigue siendo tema tabú para la comunidad científica.

Fuente: http://conspiraciones1040.blogspot.com/2013/12/Los-esqueletos-desaparecidos-de-la-antigua-raza-de-gigantes-que-gobernaron-America.html

06
dic
14

Encuentran extraño objeto fabricado ¡hace más de 30 millones de años!

RETROCAUSALIDAD TOROIDAL

SE HA ENCONTRADO UN EXTRAÑO OBJETO DE 31 MILLONES DE AÑOS DE EDAD

en Groenlandia

Artículo # : SCP -1968

Objeto de bronce en forma toroidal de 121cm de diámetro

Artículo # : SCP -1968

Clase de objeto : Keter

Procedimientos especiales de contención:

SCP -1968 es para estar asegurado en un búnker subterráneo de 300 metros de profundidad, accesible solamente por el elevador que requiere medidas activas en ambos extremos para ser operado . Guardias armados han de estar presentes en ambos extremos. En el caso de una incursión de dentro o fuera, el hueco del ascensor tiene un explosivo de auto-destrucción activado, haciéndolo intransitable.

Nota: La detonación también puede ser manejada, a discreción de los administradores de nivel O5 .

Descripción

SCP -1968 aparece en su estado inactivo ser un toroide de bronce de fabricación desconocida. Está marcado con una escritura en relieve o con glifos, la presunción es que ellos actúan como superficies de control planteadas en color gris. SCP -1968 tiene un diámetro mayor de 121cm y un diámetro menor de 28 cm .

Visualmente es difícil centrarse en el artefacto, ya que parece curvar la luz ligeramente. También se han observado leves efectos de gravedad fluctuantes.

Se ha demostrado que es imposible tomar una muestra del artefacto . Intentos espectrográfico han demostrado ser inconsistentes. Aunque no es particularmente pesado ( un peso de ~ 40 kg) , los estudios de impulso inerital y angulares sugieren que neutronium1 - aunque en cantidades sumamente pequeñas – pueden estar presentes en el núcleo del mecanismo .

SCP -1968 demuestra sus propiedades anómalas cuando es manejado por un ser humano. Cuando se aplica una fuerza moderada a la misma, se deforma de manera impredecible. Mientras la deformación progresa, su composición material parece cambiar, hasta que en un momento se convierte en un estado animado, que parece rodar alrededor del sujeto en forma ondulada y a una alta tasa de velocidad . Sus efectos principales se manifiestan cuando se cumple un umbral impredecible, después del cual, el artefacto vuelve rápidamente a su estado inerte.

SCP-1968 en estado inerto. Nota: el desenfoque que aparece alrededor no es un artefacto fotográfico

En este punto, el objetose habrá cambiado su memoria de un pasado radicalmente diferente. Ya no estará de acuerdo con el registro hisórico y a veces hasta categóricamente. Su historia personal autoinscrita, no estrán de acuerdo con los registros delpersonal de la Fundación. Como consequencia, frecuentemente asumirá una postura de agitación y paranoia. Cuanto más pronunciada es la deformación, más divergentes serán los recuerdos . Es la hipótesis de que los glifos, a través de un medio aún desconocido, de alguna manera indescifrable, afecta el grado de deformación y sus efectos resultantes.

Registro de recuperación

SCP -1968 se recuperó a finales de 2001 a partir de un núcleo de muestra extraída [XX ] Km de profundidad durante un estudio de petroquímica cerca Zackenburg, Groenlandia . Sobre la base de la profundidad de la que se recuperó, junto con corroborando lecturas paleoatmosphericas, el artefacto se estima en 31,000.000 ± 2,3 millones años de edad .

El personal de la Fundación interceptó la transmisión de la radio de su descubrimiento, a causa de su inusual naturaleza y su edad, posteriormente moviendo el artefacto a un lugar seguro.

Amnésicos de la Clase B se administraron al personal en Groenlandia , junto con dichas personas en la autoridad del gobierno en Dinamarca que habían sido informados de su descubrimiento. Una vez en el sitio, se descubrió que uno de los ingenieros geólogos había sido sometido a una retención psiquiátrica de 72 horas, después de su violenta agresión a un colega y comportarse de una manera acorde con el tema de prueba de la Fundación (véase más adelante). Se presume que habían manejado el artefacto.

Clasificado

El envistamiento no autorizado de los siguientes materiales está prohibido sin el consentimiento unánime de todos los administradores del nivel O5 . El incumplimiento de esta directiva, resultará en la terminación inmediata, así como la terminación de cualquier otro personal al tanto de este material.

Nota: esta directiva sera rescindida en caso de un inmanente.

evento de claseCK, VK, XK, ZK, o un evento clase Dedekind-uu

Zackenberg, Groenlandia.- sitio del descubrimiento SCP- a finales del 2001

Fuente: http://www.scp-wiki.net/scp-1968

Traducido del inglés a través de Google Translator

Fuente: http://piramidesdebosnia.com/2014/04/09/se-ha-encontrado-un-extrano-objeto-de-31-millones-de-anos-de-edad/

02
dic
14

Antiguo reactor nuclear de hace 2 mil millones años encontrado en África

Antiguo reactor nuclear de hace 2 mil millones años encontrado en África

En mayo de 1972 un trabajador en una planta de procesamiento de combustible nuclear en Francia notó algo sospechoso. Él había llevado a cabo un análisis de rutina de uranio procedente de una fuente de mineral aparentemente normal. Como es el caso con todo el uranio natural, el material en estudio contenía tres isotopos— es decir, tres formas con diferentes masas atómicas: uranio 238, la variedad más abundante; uranio 234, el más raro; y el uranio 235, el isótopo que es codiciado porque puede mantener una reacción nuclear en cadena.

En otras partes de la corteza terrestre, en la Luna e incluso en los meteoritos, los átomos de uranio 235 conforman solo el 0,720 por ciento del total. Pero en estas muestras, que venían del depósito de Oklo en Gabón (una ex colonia francesa en el África Occidental ecuatorial), el uranio 235 constituía sólo el 0,717 por ciento. Esa pequeña diferencia fue suficiente para alertar a los científicos franceses que algo extraño había sucedido. Análisis posteriores mostraron que el mineral de al menos una parte de la mina estaba muy por debajo de la cantidad normal de uranio 235: unos 200 kilogramos parecían haber sido extraídos – suficiente como para hacer media docena de bombas nucleares.

Ver también: ¿El “Martillo de Londres” realmente se remonta a hace más de 100 millones de años?

Científicos de todo el mundo se reunieron en Gabón para explorar este fenómeno. Ellos encontraron que el sitio donde se encontró el uranio es un reactor nuclear subterráneo muy técnico más allá de las capacidades de nuestro conocimiento científico actual. Este reactor nuclear surgió hace 1,8 mil millones años y estuvo en funcionamiento durante unos 500.000 años.

Los científicos investigaron la mina de uranio y los resultados se hicieron público en una conferencia de la Agencia Internacional de Energía Atómica. Los científicos encontraron restos de productos de la fisión y desechos de combustible en varios lugares dentro del área de la mina.

En comparación con este enorme reactor nuclear, nuestros reactores nucleares actuales son mucho menos impresionante, meros aparatos primitivos. Los estudios indican que el reactor nuclear de la mina de uranio era de varios kilómetros de longitud. Sin embargo, para un gran reactor nuclear de esta índole, el impacto térmico con su entorno se limitaba a solo 40 metros (unos 131 pies) en todos los lados. Aún más asombroso, los residuos radioactivos aún no han migrado fuera del sitio de la mina. Se mantienen en su lugar por la geología de la zona.

Restos de productos del antiguo reactor nuclear. Se estima que estos reactores nucleares han producido en el orden de los 1000 megavatios, comparable a una planta grande y moderna.

Es necesario comprender que, lo que era tan increíble para todos, era que una reacción nuclear se había producido tal que el plutonio (un subproducto) fue creado y que la propia reacción nuclear se había “moderado”, lo que ha sido por un largo tiempo el “santo grial” de la ciencia atómica.

Fisión nuclear de un átomo de uranio-235.

La habilidad para moderar la reacción significa que una vez se ha inició una reacción, uno era capaz de aprovechar la potencia de salida de una manera controlada, incluyendo el tener la habilidad para evitar la explosión y la liberación de toda la energía de una solo vez.

Frente a estos resultados, la comunidad científica considera que la mina es un reactor nuclear “natural”. Ellos llegaron a la conclusión de que el mineral se habría enriquecido hace bastante, 1,8 mil millones años, para producir espontáneamente una reacción en cadena. Concluyeron además que el agua había moderado la reacción al igual que los reactores nucleares modernos utilizan varillas de grafito y cadmio para que sus reactores no vayan al estado crítico— y explosionen.

Sin embargo, el Dr. Glenn T. Seaborg, ex jefe de la Comisión de Energía Atómica de los Estados Unidos y Premio Nobel por su trabajo en la síntesis de elementos pesados, señaló que “para que el uranio se ‘queme’ en una reacción, las condiciones deben ser exactamente correctas. Es necesario agua o algún otro moderador para frenar los neutrones liberados mientras que cada átomo es dividido de modo que no se estén moviendo demasiado rápido como para ser absorbidos por otros átomos, manteniendo la reacción en cadena. Por otra parte, el moderador y el combustible deben ser extremadamente puros. Incluso unas pocas partes por millón de contaminantes, como el boro, ‘envenenarán’ la reacción, llevándola a un punto de interrupción. ¿Cómo podrían surgir las condiciones necesarias bajo tierra en circunstancias naturales?”, dijo Seaborg en la revista Time en 1972.

Dr. Glenn T. Seaborg

Además, varios especialistas en ingeniería de reactores comentaron que en ningún momento en la historia geológicamente estimada de los depósitos de Oklo fue el mineral de uranio suficientemente rico en U-235 como para que una reacción natural haya tenido lugar.

Incluso cuando los depósitos se formaron primero, debido a la lentitud de la desintegración radiactiva del U-235, el material fisionable habría constituido sólo el 3 por ciento de los depósitos — un nivel demasiado bajo para una reacción nuclear. Sin embargo, una reacción tuvo lugar, lo que sugiere que el uranio original, era mucho más rica en U-235 que una formación natural pudiera haber sido.

Si la naturaleza no fue la responsable, entonces la reacción debe haber sido producido artificialmente. ¿Es el uranio de Oklo el residuo de un reactor antediluviano de una civilización prehistórica?  Es probable que hace aproximadamente dos mil millones años hubo una civilización avanzada en Oklo (que quizás no era de este planeta) que era tecnológicamente superior a la civilización de hoy.

29
nov
14

Arqueólogos hallan el bloque de piedra más grande del mundo en Baalbek

¿Puede ver ese absurdamente masivo bloque de piedra de la foto? Bueno, ese no es al que nos referimos. Mire a la derecha de la imagen. Investigadores alemanes que realizan excavaciones en el sitio arqueológico de Baalbek han descubierto el más grande y antiguo bloque de piedra trabajado conocido.
baalbek-bloque-piedra-grande

El bloque que está completamente expuesto dataría —según la historia ortodoxa— del 27 a.C., y es conocido con el nombre de Hajjar al-Hibla. Está localizado en la cantera de Baalbek, sitio de la ancestral ciudad de Heliópolis, en el Líbano.
Hace pocos meses, arqueólogos de Instituto Arqueológico Alemán llevaron a cabo una serie de excavaciones en la cantera y, para asombro de todos, encontraron un bloque de piedra gigantesco debajo, a un costado del que ahora se queda pequeño en comparación. El bloque enterrado mide 20 metros de largo por 6 metros de ancho, y se eleva al menos 5,5 metros acostado sobre el terreno. Su peso se estima en unas sobrecogedoras 1,650 toneladas. Futuras excavaciones confirmarán sus dimensiones precisas que, dada su posición, se esperan sean un poco más generosas que las estimadas.
Los arqueólogos concluyeron que debido a la configuración de la roca y el nivel de uniformidad, el bloque fue hecho para ser transportado sin ser cortado. La investigación ahora se centrará en tratar de averiguar por qué la piedra quedó abandonada en la cantera y en el misterio de cómo sus constructores planeaban mover semejante mole.
¿Antiguos Astronautas?
La mayoría de las ruinas de Baalbek datan de la época romana; sin embargo —y es un GRAN sin embargo— los romanos siguieron el patrón de construcción de las áreas «sagradas» de culturas anteriores. Esto es evidente en Palmira, donde el templo de Baal se basa también en un montículo de tel o ruina. Los templos de Cananea originales podrían ser 2.000 años más antiguos que los restos romanos dejados hoy.
El programa de TV Ancient Aliens de History Channel tiene un punto de vista interesante. En el episodio titulado «Extraterrestres y Lugares Sagrados», los teóricos de los antiguos astronautas dicen que los enormes bloques de piedra que componen la base del complejo de templos de Baalbek tienen 9000 años de antigüedad.
Los teóricos sostienen que la base del complejo del templo fue utilizado —hace decenas de miles de años atrás— como una pista de aterrizaje o puerto espacial de naves extraterrestres. Como lo afirma la Epopeya de Gilgamesh, escrita hace unos 4.000 años por los sumerios, en donde llaman a Baalbek el lugar de aterrizaje de los dioses. FUENTE: Deutsches Archäologisches Institut
28
oct
14

La construcción imposible de la Terraza de Baalbek, ¡a ver como la ciencia explica esto!

La Terraza de Baalbek

 

Al norte de Damasco se extiende la Terraza de Baalbek, una plataforma construida con enormes losas algunas de las cuales miden 20 metros de lado y pesan casi 2.000 toneladas. ¿Por qué y cómo se construyó la terraza de Baalbek ? ¿Quiénes fueron sus constructores? Hasta ahora, la Arqueología no ha podido ofrecer ninguna explicación convincente. 

 

Etimología:


La etimología del topónimo está relacionada al sustantivo bá’al o bēl que en varias lenguas semíticas noroccidentales, como el eblateo, el hebreo o el acadio, significa “señor”. El término Baalbek podría significar entonces “señor de la Bekaa” y estaría relacionado con el oráculo y el santuario dedicado al dios Baal o Bēl. 
 
 
¿Quién era Baal? 

Baal era una divinidad de varios pueblos situados en Asia Menor y su influencia: fenicios, cartagineses, caldeos, babilonios, sidonios y filisteos. Su significado se aproxima al de “amo” o “señor”.
Baal era el “hijo” del dios El. En la mitología cananea se denominaba así (El) a la deidad principal, se lo conocía como «padre de todos los dioses», el dios supremo, «el creador», «el bondadoso». Por lo general, El se representa como un toro, con o sin alas. 

 
 

La Gran Terraza de Baalbek es una de esas construcciones que la arqueología moderna, con todos los recursos de que dispone, es incapaz de explicar. Nadie sabe quién la edificó, ni cuándo, ni cómo. Un conjunto de templos de la época romana fue construido entre los siglos I y III de nuestra era sobre ruinas griegas previas, y los edificios griegos sobre otras aún anteriores. 

 

La Gran Terraza es una plataforma construida con las mayores piedras talladas conocidas, bloques megalíticos que fueron cortados con gran precisión y colocados para formar unos fundamentos de 460.000 metros cuadrados de superficie. En esta plataforma se encuentran los tres colosales bloques conocidos como el Trilithon, cada uno de los cuales mide casi 20 metros de largo, con una altura de aproximadamente 4 metros y un ancho de 3. El peso de cada uno de esos monolitos monstruosos se ha estimado entre mil y dos mil toneladas; son de granito rojo, y fueron extraídos de la cantera a más de un kilómetro de distancia, valle abajo respecto a la construcción.

 

Curiosamente, éstos tres bloques, no muestran ni ornamentos ni estructuras que tengan parecido alguno con los de la época románica, además, sufren fuertes huellas de erosión por la arena, cosa que nos lleva a la conclusión de que son mucho más antiguos.


 
Y no sólo eso, no existe ningún mecanismo en la actualidad, ninguna tecnología moderna, capaz de mover su gran peso y colocarlo precisamente en ese lugar. De hecho, la grúa de torre más grande del mundo fabricada por la marca danesa Kroll, es capaz de levantar pesos de 132 toneladas de carga máxima y 91 toneladas a una distancia máxima de 100 metros, un peso insignificante a comparación de lo que pesa cada una de estas losas!
 
Aún es más extraordinario el hecho de que en la cantera haya quedado un bloque aún mayor, conocido por los árabes como Hajar el Gouble, o Piedra del Sur. Todo parece indicar que este grandioso proyecto por alguna razón desconocida tuvo que quedar inconcluso.
 
 
Pero … ¿Cómo pudieron trasladar estas enormes losas?
 

De Egipto y Mesopotamia se “especula” que los bloques de piedra fueron transportados por miles de trabajadores con ayuda de cuerdas y rodillos de madera. Pero esas piedras poseen sólo una décima parte de las medidas de las piedras de Baalbek. Y no sólo eso, el terreno está lleno de   cuestas, curvas y estrechos espacios para maniobras. Tampoco se han encontrado señales de que el camino en la antigüedad fuera alisado en algún momento, ni tampoco se han encontrado indicios de desniveles que ayudarían en la tarea, pero no debemos olvidar que debían de desplazar estas losas unos 1100 metros !! ¿Cómo lo hicieron? 

 
 
Aparte de esto, las piedras, algunas de más de 1000 toneladas tenían que ser pulidas, izadas y colocadas de tal forma que encajasen unas con otras a la perfección, de hecho, nadie es capaz de introducir ni una hoja de papel entre sus juntas! 
 
 
Hoy en día, tanto ingenieros, arqueólogos e historiadores se quedan sin aliento cuando se enfrentan a Baalbek: sillares cortados y ensamblados con la misma técnica de los muros imposibles de todas las ruinas megalíticas esparcidas por nuestro planeta.
 
 

 

Esquema planimétrico del santuario de Júpiter y del templo de Baco



 
 
¿Tecnología avanzada? ¿Gigantes? ¿Antigravedad?
 
* Una clave para entenderlo podría encontrarse en el relato bíblico sobre los primeros habitantes de Baalbek que figura en Números … Mientras caminaban por el desierto, se dice, Moisés envió espías a Canaán para determinar las probabilidades de una invasión.

«No debemos ir contra aquella gente -informaron-; es más fuerte que nosotros… La tierra que hemos explorado… devora a sus habitantes, y todos cuantos de ellos hemos visto eran de gran talla. Y allí vimos los gigantes, los hijos de Anak…, ante los cuales nos pareció que éramos como langostas, y así les parecíamos nosotros a ellos.»
 
Es evidente que son muchas las antiguas civilizaciones que mencionan a estos seres “gigantes”, si realmente existieron, estas construcciones que a nuestros ojos son colosales, para ellos no lo serían, no?
 
* En cuanto a la tecnología avanzada … Existen rumores de que tanto los incas como egipcios, entre otras civilizaciones antiguas utilizaban el ayaconchi , que se lograba con la mezcla de varias plantas y que tenía la propiedad de ablandar las piedras lo que permitía que éstas pudieran ser levantadas con facilidad y moldearse a su antojo, tal y como hacemos nosotros hoy en día con el cemento, si realmente esto fuese cierto, sería muy sencillo realizar estas construcciones. 
 
* O acaso conocían la antigravedad? Quizás un estudio sobre los campos magnéticos terrestres y energía les permitieron vencer las normas establecidas de gravedad y equilibrio y poder construir semejante proyecto!

Naturalmente, respecto a todo esto, la ciencia oficial guarda como siempre un silencio embarazoso.
12
oct
14

El libro más enigmático de la historia: el manuscrito Voynich

Lo llaman el Santo Grial de la criptografía. Se trata del manuscrito Voynich, el libro más enigmático escrito hace más de 500 años y cuyo idioma, cuya lengua, aún no ha podido ser traducida. Se trata de un maravilloso volumen repleto de dibujos e ilustraciones de temáticas diversas, temas fascinantes que serían de gran interés para científicos e historiadores sino fuera porque nadie, absolutamente nadie, ha podido traducirlo. Pero aún no te lo hemos dicho todo. El manuscrito Voynich esconde todavía más misterios que te sorprenderán…

El libro más extraño de la historia y un reto para los científicos

Hace un tiempo te hablábamos en Supercurioso de los objetos más curiosos e inexplicables de nuestro mundo. Pues bien, el libro Voynich estaba entre ellos. Y su fascinante misterio no se centra únicamente en que ningún experto haya podido averiguar en qué lengua está redactado, sino que además todas las temáticas e ilustraciones que allí se reflejan no parecen corresponderse con nuestro planeta. Es decir, vemos dibujos de astronomía, medicina, botánica, biología y  farmacia, que no existen en nuestro mundo. Nadie ha visto jamás las plantas que allí aparecen, ni los animales, ni los artilugios que allí se ven reflejados…

Se ha datado que su antigüedad, no va más allá de los 500 años. Pero lo que vemos en cada una de sus páginas no encaja en ningún periodo histórico conocido. Podemos contemplar situaciones cotidianas donde series humanos realizan actividades incomprensibles, utilizando además objetos que nadie termina de reconocer. Y lo que es más impresionante: las plantas, las flores, los árboles…¿de dónde proceden? Nadie lo sabe.

manuscrito-Voynich

Los científicos han podido identificar una serie de bacterias, virus y curiosas células, que no se corresponden con nuestra biología conocida. Fascinante, sin duda. Pero curioso es también indagar un poco en el origen de su hallazgo.  El manuscrito debe su nombre a Wilfrid M. Voynich, caballero ilustre que encontró este libro en una biblioteca jesuita cerca de Roma, en 1912. Aunque en realidad, perteneció a Kircher un criptólogo alemán del siglo XVII, quien lo recibió a su vez de un tal Johannes Marcus Marci, rector de la universidad de Praga en aquella época. Éste, a su vez, lo consiguió por parte de Georgius Barchius, alquimista que trabajó en la corte de Rodolfo II.

Indagando un poco más en sus orígenes y registros, parece ser que este libro surgió de la biblioteca de Johannes Kepler, quien entre los años 1584 y 1588 vivió en la corte de Rodolfo. Kepler era un gran aficionado a la alquimia, matemáticas, astrología y astronomía, y disponía además de muchos manuscritos y pertenencias de un personaje que admiraba en especial: Roger Bacon. De ahí que muchos piensen que el libro Voynich perteneciera originalmente a Roger Bacon, quien supuestamente, y según muchos, sería el verdadero autor del mismo.

¿Pero por qué lo hizo? ¿Si fue Roger Bacon el autor de este curiosísimo manual de lengua indescifrable, qué razón le llevó a crear semejante maravilla de lo extraño? Recordemos: Roger Bacon fue un monje franciscano y gran alquimista que pasó gran parte de su vida investigando sobre la piedra filosofal y el elixir de la vida eterna. Tal vez el libro Voynich sea el resultado de sus investigaciones. Unos logros que camufló con un lenguaje encriptado. Una lengua complejísima e imposible que nadie ha logrado descifrar para comprender los secretos que ahí se esconden… Todo un reto, sin duda.

Fuente: http://supercurioso.es/el-libro-mas-enigmatico-de-la-historia-el-manuscrito-voynich/

29
sep
14

Momia confirmaría la existencia de una raza perdida de gente pequeña en norteamérica

Momia confirmaría la existencia de una raza perdida de gente pequeña en norteamerica

En junio de 1934, dos prospectores de oro habían estado cavando y realizando voladuras haciéndose camino a través de la gruesa roca en busca de oro en las montañas de San Pedro en Wyoming. Cuando el polvo comenzó a asentarse, los prospectores hicieron un descubrimiento sorprendente — vieron que habían abierto una pequeña habitación, de aproximadamente 1.2 metros de altura, 1.2 metros de ancho, y unos 4 metros de profundidad en donde se encontraba los restos de un pequeño humano.

Los orígenes de este pequeño humano eran un misterio. Las tribus nativas locales norteamericanas eran conocidos por contar historias de legendarias “gente pequeña”, “diminutos espíritus”, o el Nimeriga. En algunas de estas historias, la gente pequeña tenían poderes mágicos o poderes curativos. En otras historias, ellos eran una tribu feroz que atacaban a los nativos norteamericanos con flechas envenenadas. “Cuidado con la gente pequeña!” era una expresión muy común.

Las tribus, sobre todo la tribu Shoshone, hablan de la “gente pequeña” como una raza agresiva que median aproximadamente 50 cm.. Según la tradición nativa ellos vivían en las montañas de San Pedro en el centro sur de Wyoming. A menudo se decía que si uno de los Nimerigar se enfermaba o era viejo, morían a manos de su propio pueblo con un golpe en la cabeza. También decían que las pequeñas momias traían mala suerte a cualquier persona que los encontraba, y hasta la fecha los nativos norteamericanos advierten a la gente de su tribu de las “personas pequeñas devorandoras” que vagan por la Cordillera de San Pedro de Wyoming. La mayoría de estas afirmaciones se consideraron folclore hasta el descubrimiento de lo que hoy se conoce como la momia “Pedro”.

Imagen: Sturm Photo, Cody, Wyoming.

El descubrimiento de los restos momificados llamó mucho la atención en la zona, provocando muchas preguntas, y creando controversia. Hubo muchos que dudaron de la veracidad de la historia de los prospectores, creyendo que los restos fueron fabricados, y la historia un engaño. Los científicos acudieron a la zona, todos con un deseo profundo para determinar la verdad detrás del pequeña individuo. Con una altura en posición sentada de 17 cm., y una altura de pie estimado de 35 cm., estaba claro que no se trataba de restos ordinarios.

Los científicos llevaron a cabo pruebas exhaustivas sobre Pedro. En primer lugar, revisaron la evidencia física exterior. Pedro se encontró en una posición sentada, con las piernas cruzadas, sobre una pequeña repisa dentro de lo que parecía ser una cueva hecha por el hombre. Con los ojos abultados y el cráneo aplastado, Pedro estaba muy bien preservado – tanto es así que incluso sus uñas eran visibles. Una sustancia gelatinosa cubría la cabeza de Pedro, quedando claro que algún tipo de líquido se había utilizado para preservar el cuerpo. Tenía la nariz aplastada, tenía un conjunto completo de dientes, y su piel era morena y arrugada, creando la apariencia de un anciano.

Radiografía de la momia de San Pedro. Imagen: Wikipedia

En los años posteriores al descubrimiento de Pedro, los científicos llevaron a cabo un examen más invasivo, utilizando rayos X para tratar de descifrar el misterio. Varios antropólogos inicialmente concluyeron que los restos eran los de un bebé, probablemente nacido prematuramente, o que murió poco después de nacer. Esto, sin embargo, es un área de desacuerdo, ya que un segundo cuerpo de científicos creen que los restos son los de un adulto, posiblemente de 16-65 años de edad. Se dijo que los rayos X revelaron dientes afilados, y la presencia de alimentos en el estómago que parecía ser carne cruda. Los rayos X también sugirieron que Pedro había sufrido una muerte violenta, mostrando los huesos rotos, una columna vertebral y el cráneo dañado.

El descubrimiento de los restos momificados llevó a una significativa especulación de que los restos eran un engaño. La presencia de la sustancia gelatinosa sobre la cabeza de Pedro llevó a algunos a creer que los restos eran realmente los de un bebé fallecido, recuperado de un centro médico, o que los prospectores habían creado los restos mediante una forma cruda de la taxidermia. Sin embargo, otros sostenian que los restos era la evidencia de una raza como los Leprechaun, como los mencionados en las leyendas de los pueblos indígenas locales, o evidencia de un ser extraterrestre. Fue difícil para muchos imaginar que un ser humano de tan pequeña estatura podría ser un adulto.

Imagen: Sturm Photo, Cody, Wyoming.

Mientras que la prueba moderna podría proporcionar muchas más respuestas acerca de los orígenes de Pedro, tal prueba no es posible debido a la ubicación de los restos ya que ha sido desconocido durante varios años. Se dice que los restos fueron puestos en exhibición durante las ferias en la década de 1940, y luego fueron compradas por un hombre llamado Ivan Goodman. Después de la muerte de Goodman en 1950, los restos pasaron ha un hombre llamado Leonard Waller (a veces reportado como Walder), un hombre de negocios de Nueva York que murió en el 1980. Los restos no se han visto desde entonces.

Con los restos por ningún lado, los misterios de Pedro perduran hasta nuestros días. La mayoría de los científicos están de acuerdo en que los restos de Pedro eran los de un humano adulto de sexo masculino. Si es así, ¿Podría Pedro ser la prueba de que existe una raza oculta de gente pequeña ampliamente comentada por los nativos de norteamerica?.

Fuente: http://conspiraciones1040.blogspot.com/2014/09/momia-confirmaria-la-existencia-de-una-raza-perdida-de-gente-pequena-en-norteamerica.html




Visitantes:

  • 3,200,217 VISITAS... ¡¡¡Y 28 MILLONES MÁS EN NUESTROS OTROS BLOGS!!!

Únete a otros 28.400 seguidores

Foro de la I Cumbre de Exopolitica en Sitges, con 1.400 personas

1.400 personas en Exopolitica

Participa en el Grupo abierto de “Ciencia y Espíritu”

Facebook Grupo Ciencia y Espiritu

Facebook del autor

Facebook autor
marzo 2015
L M X J V S D
« feb    
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

El Tiempo se acelera

Exociencias El Tiempo se acelera

Representación de lo que sería un objeto en cuarta dimensión

El verdadero origen humano
Planetas conectandose
Cazadebunkers
Energías Libres
Músicos por la Conciencia
Tiempo para la Verdad
La Matrix Holográfica
Ciencia y Espíritu
Falsas Banderas
El Agua de Mar
Exociencias, ciencias censuradas

Radio


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 28.400 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: